La violencia en estos tiempos

Por Mery Paulín Morejón.

Este 25 de noviembre se conmemora el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, fecha que nos lleva a reflexionar sobre la situación de la mujer cubana en relación con la violencia de género. 

En el caso cubano, desde hace dos años la Red Defensora de los Asuntos de la Mujer (Redamu) ha venido realizando acciones en diferentes comunidades y con distintos miembros de organizaciones independientes de la sociedad civil para concienciarlos sobre los peligros de la violencia hacia la mujer. 

En nuestras actividades, siempre hemos dejado en claro que la violencia de género sigue siendo un obstáculo para que las mujeres alcancen la igualdad, vivan en paz y gocen con plenitud de sus derechos. 

La violencia implica que sujetos manifiesten conductas que, de forma intencionada, aprendida o imitada, causen daño o sometimiento grave a un individuo, en cualquiera de sus modalidades:física, sexual, económica, vicaria, obstétrica, entre otras. Se hace palpable en agresiones físicas, psicológicas, amenazas e intimidaciones. Pero la peor forma de violencia de la que puede ser víctima un mujer es el feminicidio.

El feminicidio, es decir, el asesinato a mujeres por su condición de género es el peor crimen execrable. En la isla, hasta la fecha no está tipificado como delito en las leyes cubanas. Situación que agrava más la situación de la mujer y la expone a un mundo de inseguridades y falta de protección.

Tiempos de violencia 

Durante nuestros talleres de sensibilización hemos explicado a los y las participantes que en la mayoría de las veces la persona violenta se muestra reacia a dialogar y evidencia signos de tener un carácter dominate, egoísta y poco empático. Su actuar está guiado por la fuerza y el control. 

La violencia se ha agudizado en los últimos tiempos. No solo hay violencia en el hogar, sino que se registra en la calle, en el trabajo, en hospitales.  Es decir, traspasó la esfera privada para instalarse en espacios púbicos que la mujer ha ido conquistando. Frente al avance de la violencia, debemos realizar acciones concretas para erradicarla y darnos cuenta que no es algo íntimo o privado, sino un problema social.

Los espacios de discusión, como los talleres y conversatorios, sobre la violencia e igualdad de género coadyuvan a individiuos con tendencias de comportamiento violento y a parejas que no logran salir del ciclo de violencia a reflexionar sobre este problema y buscar ayuda de profesionales, como lo son las activistas de la Redamu, interesasadas en erradicar gradualmente la violencia de género naturalizada en la sociedad cubana. 

El 25 de noviembre nos recuerda una fecha que invita a varones y mujeres a no fomentar ningún tipo de violencia. Cada vez que nos sintamos amenazadas, agredidas, ofendidas, no lo permitamos, busquemos la armonía entre los ciudadanos y a vivir en una sociedad que propicie la tolerancia cero a cualquier tipo de violencia hacia la mujer. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *