La importancia de las redes sociales para promover y proteger los derechos de la mujer durante el COVID-19

Por Yudelkis Guilarte Reyes. 

En tiempos de COVID-19 los diferentes medios independientes cubanos y redes sociales han seguido cumpliendo un papel fundamental en la vida de los ciudadanos cubanos. A través de estas plataformas se ha visibilizado la verdadera realidad cubana.

Los medios independientes han informado que las mujeres cubanas, debido a la pandemia del Coronavirus, han visto afectada su salud física y emocional, las ha expuesto a más episodios de violencia género, sobre todo en el ámbito doméstico, y les ha recargado de una mayor responsabilidad de las tareas del hogar y del cuidado de niños y ancianos.  

El COVID-19 ha mostrado cuán desigual es la sociedad cubana. Durante la pandemia se han incrementado casos de violencia hacia la mujer en la isla. Si una mujer cubana es víctima de maltrato por parte de su agresor las autoridades desestiman la denuncia porque consideran que estos hechos corresponden al ámbito privado. Además, las mujeres están desprotegidas porque Cuba no cuenta con un Ministerio de la Mujer, institución desde donde se debería promover los derechos de la mujer, la igualdad de género, así como leyes contra la violencia de género, contra la discriminación basada en género y medidas que permitan que las cubanas vivan en una sociedad libre de violencia y con igualdad de oportunidades.

Ha sido a través, también, de las redes sociales y medios independientes que los cubanos pudieron informarse, después de 37 años, del nuevo Informe sobre la situación de los Derechos Humanos en Cuba emitido por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). La Comisión, con respecto a los derechos de la mujer, ha manifestado su preocupación por la desigualdad de género, la violencia de género y la discriminación que sufren las mujeres cubanas. Con respecto a la igualdad de género, pese a que los artículos 42 y 43 de la Constitución de Cuba, reconocen la igualdad entre varones y mujeres, en la práctica no existe dicha igualdad.

Mordaza contra la libertad de expresión 

Uno de los últimos temas que ha encendido la discusión entre los activistas y las organizaciones independientes de la sociedad civil cubana ha sido el Decreto Ley 370, que promueve la ciberseguridad y la vigilancia en línea en contra de  activistas de la sociedad civil y periodistas independientes que no comulgan con las ideas del Estado socialista cubano. Este decreto ley afecta de forma negativa la participación política, la libertad de expresión, la privacidad y el derecho de asociación.

Según este decreto ley, se sanciona la difusión de información en redes sociales contrarias al “interés social”, “la moral” y “las buenas costumbres” que defiende el Estado socialista cubano. Con este decreto se quiere silenciar a las voces críticas en redes sociales sobre la gestión que lleva a cabo el régimen cubano. La CIDH ha manifestado, por su parte, su preocupación por este decreto que serviría como medio para la identificación de periodistas independientes y opositores políticos.

Pese a los intentos del régimen cubano por acallar las voces de quienes defienden las libertades y los derechos humanos, los activistas de la sociedad civil ha seguido empleando las redes sociales como Facebook, Twitter, WhatsApp, Telegram e Instagram para difundir lo que sucede en Cuba. Las redes sociales, en tiempos de Coronavirus, se han convertido en los principales medios para las mujeres víctimas de violencia hacia la mujer que buscan orientación frente a hechos de violencia. En el caso de Redamu, se dispuso del correo electrónico redmujer18@gmail.com y de sus distintas plataformas online para mantener no solo la comunicación entre sus integrantes sino también para brindar ayuda psicológica a mujeres afectadas por el estrés, depresión y la violencia que vienen sufriendo durante el COVID-19. 

Por lo tanto, las redes sociales han sido herramientas eficaces para mantener y promover los derechos de la mujer, y así continuar el compromiso de defensa y protección de los derechos de la mujer que interesa a las integrantes de Redamu.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *